Alcaraván

Posee grandes ojos de dilatadas pupilas

Existen nueve especies de alcaravanes, siendo el alcaraván chillón el representante extendido por Europa. El alcaraván es una curiosa ave, emparentada más de cerca con las avutardas que con los chorlitos, y para la cual los ornitólogos han creado una familia distinta: los Burrínidos. Posee un plumaje poco vistoso que le sirve de camuflaje en las regiones áridas y semidesérticas en que habita. Entre sus principales características mencionaremos la prominente callosidad que tiene en las rodillas, la ausencia de los dedos posteriores de las patas y los grandes ojos cuyas pupilas se dilatan enormemente y con rapidez, lo que le confiere una mirada muy particular. Al no necesitar la presencia de agua, el alcaraván vive preferentemente en zonas desérticas, desprovistas de vegetación. Es un excelente corredor y prefiere huir corriendo antes que volando. Además, cuando quiere emprender el vuelo, necesita tomar carrera durante un buen trecho para impulsarse. Aterriza después de un corto vuelo y se esconde apresuradamente entre los matorrales o en un montón de piedras, donde se mantiene perfectamente inmóvil volviéndose invisible. El alcaraván tiene costumbres nocturnas y sólo durante la noche se pueden escuchar sus chillidos plañideros, ya que entonces se muestra bastante ruidoso. El alcaraván no construye un nido, sino que pone los huevos en el suelo en una pequeña depresión que hace arañando con sus patas. Su régimen alimenticio se compone sobre todo de insectos, aunque ocasionalmente también puede comer alguna lagartija, un ratón o pajarillos.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *