Cangrejo verde

Biológicamente poco exigente

Es el cangrejo más común de nuestras costas Su constante agitación y su escaso temor le hacen muy fácil de ver Pasa corriendo por encima de las algas en la marea baja, pasa de una roca a otra, atraviesa un charquito, se detiene a observar al menor signo de alarma, huirá con su paso lateral característico de los cangrejos Es de un hermoso color verde oscuro, y las pinzas son algo más claras en su extremo El caparazón, granuloso por la parte anterior, queda dividido en zonas por surcos bien definidos. La frente, con 3 dientes triangulares, aparece entre los ojos pedunculados y negros A ambos lados de éstos, también el borde anterior está dentado. El cangrejo verde no es exigente. Puede vivir muy bien en aguas salobres; se le encuentra en gran número en los estuarios. Es también uno de los cangrejos que mejor soportan la contaminación. No es nada delicado, para su régimen alimenticio Es realmente omnívoro y, además, siempre está hambriento. Si los pececillos, camarones y anélidos son para él bocado exquisito, no desdeña comer cadáveres en descomposición, ni vegetales. Ataca a sus congéneres más pequeños, o a los que están debilitados durante la muda Los cangrejos verdes, muy belicosos, se enfrentan cara a cara, con las pinzas en alto y abiertas, en frecuentes combates que no suelen durar mucho El cangrejo puede, durante la batalla, desprenderse de una pata por la articulación. La herida cicatriza pronto, y la pata volverá a crecer en la siguiente muda.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *