Canthigaster de silla

Un pececito menos inofensivo de lo que parece

Este pez es una de las diez especies del género que pertenecen a la familia de los «sopladores hocicudos». Su facultad de inflarse de aire o de agua, como los peces globo o peces-linterna (de los que están, sin embargo, morfológicamente muy alejados) y su hocico relativamente largo y puntiagudo han originado el nombre común de esta familia. El canthigaster de silla se caracteriza por la presencia de una serie de manchas en el dorso y los flancos, una de las cuales imita en especial a una silla de montar que llevara a cuestas. Es un pez de pequeño tamaño que pertenece al orden de los Tetraodontiformes y está provisto de dientes soldados muy duros, un verdadero pico muy acerado. Por ello, no duda en atacar a los moluscos o pequeños crustáceos, e incluso al esqueleto calcáreo de los pólipos que forman los arrecifes. Tampoco desdeña las algas. En cautividad, como suele tener insuficiente alimentación, también ataca a otros peces. Si se añade a esto la sospecha de que segrega veneno (tetrodontoxina), lo cual está comprobado en especies cercanas, y cierta agresividad hacia sus congéneres, se comprenderá que, a pesar de su pequeñez, este canthigaster requiera bastante atención por parte del aficionado cuando se críe en acuario. Necesita escondrijos para no contrariar su natural timidez y su temperamento solitario, que se manifiesta en la fase adulta. De joven, prefiere la compañía de sus congéneres.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *