Caracara

Es un curioso halcón sudamericano

Las siete especies de caracaras, que viven todas en América, están estrechamente emparentadas con los halcones; difieren sin embargo por su morfología y sus hábitos. La especie que aparece en esta ficha es el caracara de cabeza amarilla, Milvago chimachina, propio de Venezuela y de una parte del Brasil. El caracara común se encuentra en América central y llega hasta los Estados Unidos, donde se le encuentra en Florida, Tejas y en Arizona. Existía otra especie de caracara en la pequeña isla de Guadalupe, frente a la costa occidental de Méjico. La mayoría de los caracaras son bastante comunes y no se les da caza en absoluto, ya que los consideran útiles en algunas regiones. Son especialmente frecuentes en las sabanas y las pampas. Se les puede ver sobrevolar el terreno en pequeños grupos, en busca de alimento, o posados en los grandes árboles. El caracara de cuello rojo difiere de sus congéneres por su modo de vida forestal. El régimen alimenticio de los caraca-ras es muy variado. Estas grandes aves de presa son ante todo carroñe-ras, como los buitres, y se lanzan sobre los cadáveres en descomposición para comérselos. También consumen moluscos, que recogen en las playas. Capturan igualmente pequeños animales y comen diversos insectos. Al caracara de cabeza amarilla le gusta posarse sobre el ganado y quitarle garrapatas y otros insectos parásitos. En cuanto al caracara de cuello rojo, le apasionan las grandes avispas que devora en cantidades enormes cuando descubre sus nidos.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *