Escarabajo rinoceronte

El rinoceronte del mundo de los insectos

El género Oryctes pertenece a la subfamilia de los dinastinos. La larva y el adulto del escarabajo rinoceronte viven en los vegetales en proceso de descomposición. En el siglo XIX se les encontraba frecuentemente en los montones de casca que se empleaban para curtir pieles. El abandono de este material en beneficio del curtido químico ha acarreado un sensible decrecimiento del escarabajo rinoceronte en Europa; pero desde 1930 se ha podido comprobar que la especie vuelve a ser abundante en numerosos países de la Europa central. El alimento del adulto se conoce muy poco. Algunos entomólogos piensan que bebe la savia de Ios árboles que gotea por la superficie de los troncos. Por el contrario, la alimentación de la larva se compone de restos vegetales como los que encontramos en los abonos compuestos. No ataca a las raíces vivas aunque a veces se le han abribuido daños observados en los jardines. Como la de otros escarabeidos, la larva tiene el tubo digestivo lleno de bacterias que descomponen aproximadamente el 68 % de la celulosa absorbida. El calor desprendido por la fermentación de los restos de las plantas parece ser necesario para el perfecto desarrollo de las metamorfosis. Para la ninfosis, la larva se hunde profundamente en el suelo. El joven coleóptero permanece aún uno o dos meses en su abrigo subterráneo antes de salir al aire libre. Hace eclosión en la celdilla redonda que ha preparado la larva antes de inmovilizarse. Los escarabajos rinocerontes adultos salen sobre todo por la tarde, en verano, y vuelan cuando hace calor. Sólo el macho posee un cuerno sobre la cabeza mientras que la hembra únicamente tiene un bulto más o menos pronunciado en el mismo lugar.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *