Esfinge del aligustre

Un vuelo parecido al del abejorro

La familia de los Esfíngidos se conoce sobre todo por la mariposa o esfinge de calavera Acherontia átropos , sin duda la especie más popular de este grupo de mariposas nocturnas. Aunque las otras mariposas esfinge sean menos conocidas, no por ello su tamaño es menos impresionante; tal es el caso de la esfinge de la correhuela Herse convolvuh, la esfinge de las adelfas Daphms nern o justamente la esfinge del aligustre de la ilustración. En los tres casos, la envergadura de estas especies sobrepasa los 10 cm. La esfinge del aligustre, como muchas otras esfinges, abunda en casi toda Europa. Durante el día, permanece posada sobre diversos soportes, con las alas medio cerradas, como en forma de tejado sobre el dorso; por lo general, se la encuentra sobre los troncos o en los postes de los cercados, donde pasa perfectamente desapercibida, pues se camufla muy bien debido al dibujo homocrómico de sus alas superiores. Cuando llega el crepúsculo emprende el vuelo y va a tomar el néctar de ciertas flores olorosas, como madreselvas, petunias y flox. No llega a posarse sobre las flores, sino que se queda volando en un punto, como los abejorros o los colibríes, y hunde su probóscide hasta el fondo de las corolas, que visita en mayo. A diferencia de muchas otras especies de la familia de los Esfíngidos, la mariposa esfinge del aligustre es sedentaria y nunca realiza migraciones La oruga mide entre 10 y 12 cm; es de un bonito color verde amarillento, adornado con siete estrías laterales oblicuas de color malva y subrayadas de blanco Como casi todas las orugas de las mariposas esfinge, lleva un «cuerno» (inofensivo) sobre el undécimo segmento abdominal

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *