Geco abigarrado

O geco terrestre abigarrado

Se trata de una de las cuatro especies de gecónidos originarios de los Estados Unidos. Se distingue de la mayoría de los gecos por poseer unos párpados móviles y unos dedos muy finos, desprovistos de cojinetes adhesivos. Si se le coge por la cola, se rompe por un estrechamiento que lleva en la base de la misma. El geco abigarrado tiene anas bandas transversales de color chocolate, tanto en el cuerpo como en la cola, que destacan sobre un fondo rosa o amarillo pálido. Con el tiempo, estas bandas tienden a disociarse, formando una serie de manchas de variado dibujo, a lo que se debe su nombre común. La parte ventral es blancuzca; se distinguen cuatro subespecies que difieren por el número de poros prea-nales, el color y la distribución geográfica. Este geco está presente en el sudoeste de los Estados Unidos y al noroeste de Méjico. Puede vivir en zonas extremadamente secas, donde desarrolla una actividad nocturna y subterránea. Es un habitante de los entornos rocosos y de las dunas áridas. Las uñas le permiten trepar por las rocas pero, lo más frecuente es que permanezca en el suelo. Durante el día, se refugia en las grietas de las rocas o en las madrigueras de algunos roedores. El geco abigarrado sólo abandona su albergue con la caída de la noche y es entonces cuando caza sus presas, sobre todo arañas e insectos. Cuando ya ha descubierto a su víctima, se levanta sobre las patas y endereza la cabeza antes de saltar para capturarla. Si se le coge, este geco emite un gritito agudo.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *