Hormiga tejedora

Hace su casa con hojas e hilos

El género Oecophylla comprende numerosas especies propias de las regiones tropicales africanas y asiáticas Las dos especies más comunes viven en Africa. A estas hormigas se les llama «tejedoras» por la técnica que utilizan para confeccionar su nido Cada colonía comprende dos castas de obreras: las «minor», que cuidan la carocha (huevos y larvas., permanecen en el nido o explotan a los pulgones, y las «maior» que salen del nido y capturan otros insectos. Las «maior» son también las constructoras Las hormigas tejedoras poseen mandíbulas muy largas y no sueltan la presa que han atrapado Se defienden con éxito de los ataques de las hormigas legionarias del género Anomma Adaptadas a la vida arborícola, las hormigas tejedoras hacen su nido «cosiendo» hojas con la seda segregada por sus larvas Vanas obreras se alinean en el borde del limbo de una hoja y, con sus mandíbulas, sujetan el borde de una hoja vecina Si las hojas están demasiado separadas, los insectos hacen la cadena, formando un puente viviente en el que se cuentan hasta ocho individuos, cada hormiga sostiene a la que le precede con sus mandíbulas Una vez aproximadas las hojas, otras obreras pasean larvas que sostienen entre sus mandíbulas y la seda segregada se pega sobre las dos hojas alternativamente Las hormigas tejedoras son utilizadas por los habitantes de las regiones donde viven para cerrar las heridas: se las sitúa en los labios de la herida y cuando sus mandíbulas están bien colocadas, se corta la cabeza del insecto

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *