Limnea

Es el caracol de agua más común de nuestros estanques

Existen varias especies de limneas, y todas ellas viven en agua dulce. Son moluscos muy conocidos, ya que pueblan los lagos, los estanques y las charcas. Trepan rápidamente sobre las plantas acuáticas e incluso pueden desplazarse sobre la superficie del agua cuando, por una u otra razón, han perdido pie. Estos moluscos pueden resistir durante bastante tiempo la falta de agua si se encuentran rodeados de barro o de tierra suficientemente húmeda. El rágimen alimenticio de las limneas es variado y se diferencia de una especie a otra. Se encuentran limneas herbívoras, que comen plantas acuáticas, pero también existen limneas más o menos carnívoras, que comen pequeños animales, tales como tritones y renacuajos. Se conocen, asimismo, limneas que prefieren comer moluscos, e incluso a sus congéneres, transformándose así en verdaderos caníbales. La lengua de la limnea, llamada rádula, está provista de millares de minúsculos dientes, que le permiten desgarrar fragmentos de vegetales o de presas animales. Las limneas son hermafroditas: cada individuo posee, al mismo tiempo, órganos masculinos y femeninos que se abren por separado hacia el exterior. La fecundación es, a menudo, individual, es decir, que la limnea se fecunda a sí misma; sin embargo, en numerosos casos también se aparean individuos diferentes. Las limneas tienen una cierta importancia, ya que sirven de huéspedes intermediarios a las lombrices del hígado y también a otros gusanos parásitos de los animales domésticos e incluso del hombre.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *