Microcosmos

Un «pequeño mundo» asociado...

Este género de ascidias se conoce popularmente bajo la denominación de «patata de mar», M. sulcatus, especie comestible que se encuentra a menudo en las pescaderías de algunos países europeos. M. claudicans se encuentra en las piedras y rocas, desde las aguas poco profundas hasta unos 40 m de profundidad. Su túnica presenta un aspecto muy variable: generalmente es esférica y adornada con unas bandas rojas y amarillas; se trata de un revestimiento bastante grueso, con frecuencia cubierto de animálculos diversos y residuos. El nombre del género, Microcosmus, (mundo pequeño) refleja la realidad con bastante exactitud, pues existe una auténtica simbiosis entre la ascidia y todo aquello que se fija a su túnica. El sistema nervioso de las ascidias simples se compone de un órgano central del que parten los nervios hacia todas las partes del cuerpo. Los experimentos realizados en diversas ascidias han demostrado que estos animales tienen bastante sensibilidad en la superficie del cuerpo. Si se toca ligeramente al animal, sólo se contrae el sifón más cercano. Si la excitación aumenta, se mueven los dos sifones y después reacciona el cuerpo entero. Más todavía, existe un sistema de reflejos cruzados: si se excita interiormente el sifón exhalante, el otro sifón se cierra y el cuerpo se contrae. Este fenómeno tan insólito tiene una importancia vital: si se cerraran los dos sifones habría un exceso de presión en el interior, mientras se produce la contracción del cuerpo. Por otra parte, si una partícula demasiado grande como para ser ingerida tropieza con el sifón bucal, esto provoca el cierre del otro sifón y la contracción del cuerpo desarrolla una corriente de agua que expulsa la partícula indeseable.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *