Perinereis

La hembra muere tras la puesta

Este nereido, muy común, es ciertamente el más abundante de toda su familia Su cuerpo semicilíndrico presenta un color verde bronce que contrasta con los parápodos y con el vaso dorsal, de un bonito color rojo vivo Se le puede encontrar por todas partes en las costas, donde gusta de refugiarse en las hendiduras de las rocas, bajo las piedras y abunda particularmente en las zonas de fucus y las praderas de zosteras. Aunque se alimenta sobre todo de ovas o lechugas de mar, el estudio de su contenido intestinal ha mostrado que también come algas pardas y rojas Su régimen no es, sin embargo, típicamente vegetariano: observaciones hechas en acuario han puesto de relieve que podía atacar a otros poliquetos y desgarrar su carne con sus fuertes mandíbulas. Al final del invierno, se pueden encontrar tres formas distintas de este anélido, que corresponden a diferentes etapas hacia la fase adulta Los individuos mayores, que son adultos, se metamorfosean al comienzo de la primavera: su cuerpo sufre espectaculares cambios y los órganos genitales doblan su volumen La comprobación de tres fases diferentes en un mismo individuo ha permitido determinar la duración de la vida del animal, que podría ser de tres años, pues cada fase requiere un año para pasar a la siguiente y la muerte sobreviene tras la puesta La fecundación tiene lugar en plena agua, tras la emisión del esperma y de los óvulos por desgarro de los tejidos Si bien el macho puede continuar nadando, la hembra cae al fondo, inerte, y no tarda en morir

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *