Somormujo de Australia

Es, como todos los somormujos, maestro en la zambullida

El somormujo de Australia forma, junto con el somormujo que vive en Nueva Guinea (aunque muy extendido por el Antiguo Continente), lo que los sistemáticos llaman una su-perespecie, es decir, un grupo de formas emparentadas muy de cerca, pero que presentan, no obstante, algunos caracteres distintivos. Fuera de la época de reproducción, el somormujo de Australia se agrupa en gran número en las extensiones de agua dulce, pero visita también las aguas saladas, de donde extrae parte de sus alimentos. Se le ve en los pantanos, a la orilla de los ríos y en los estanques. Poco exigente en lo que se refiere a las dimensiones de su territorio, acepta de buena gana la presencia de otras parejas no lejos de su nido. Este es flotante, y se compone de juncos entrelazados y de otras plantas acuáticas acumuladas. El conjunto llega a tener a veces unos sesenta centímetros de diámetro. Los huevos, color blanco azulado, se van tiñendo de color pardo durante la incubación, pues los vegetales se pudren poco a poco. A veces están mojados, ya que se encuentran muy cerca del agua. Pero ello no parece afectar el desarrollo de los embriones. El nido se completa durante la incubación, y los pájaros cubren la nidada con ramillas cuando se ausentan. La temperatura del nido (en promedio, entre 22°y 32°C) es superior en 5o ó 6o C a la del agua. El , somormujo de Australia se zambulle con frecuencia, y es capaz de permanecer bajo la superficie durante 7 a 16 segundos. Captura el alimento bajo el agua o en la superficie, aunque también se sumerge para sustraerse a algún peligro.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *