Tiburón barrena

Es peligroso para el hombre

También se le denomina gran tiburón de puntas negras, para diferenciarlo así del tiburón común de puntas negras, con el que se le suele confundir. Pero los dientes inferiores lisos, los ojos extremadamente pequeños, las largas hendiduras branquiales y la ausencia de surco dorsal le distinguen claramente. El tiburón barrena tiene mala reputación. Aunque no es especialmente famoso por el hecho de atacar al hombre, sí que se han dado algunos casos. Las señales dejadas por sus dientes en el cuerpo de la victima han permitido comprobar la identidad del agresor e incluso calcular su tamaño con bastante exactitud. En el caso del tiburón, su mordedura es típica. A pesar de que las fauces están situadas en la parte inferior y claramente debajo de la punta del hocico, coloca la boca en posición terminal cuando se dispone a morder. Entonces, la mandíbula inferior literalmente se proyecta hacia delante mientras que el hocico se alza hacia lo alto, en contacto con su presa. Sus acerados diéntes se clavan en la carne y, realizando con el cuerpo un movimiento de remolino, descuartiza y arranca un trozo, dejando una característica herida abierta. El tiburón barrena es un conocido depredador de los bancos de peces, entre los que se interna con las fauces abiertas y nadando impetuosamente. También se encuentra en grupos que a veces sobrepasan el centenar de individuos a remolque de un bou. Es por eso por lo que se ha podido comprobar su frenética bulimia. Desgraciado del hombre que caiga entonces a la mar, será atrapado de un bocado, igual que cualquier desperdicio.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *