Trifena

Hiberna en la fase de oruga

Esta mariposa permanece todo el día oculta en el suelo, bajo una piedra o una mata de hierba, manteniendo sus alas bien cerradas y horizontales. Si algo le molesta, echa a volar bruscamente yendo a esconderse en seguida a otro refugio. La trifena, miembro de la inmensa familia de los Noctuidos, es común en los países mediterráneos. Se encuentra tanto en las llanuras como en las laderas montañosas (hasta 2500 m) de la zona mediterráneo-asiática. La oruga pasa todo el invierno protegida bajo un montón de hojas o un terrón de tierra. Desde el mes de marzo, sale de su adormecimiento y, a la caída de la tarde, sale a buscar comida. Suele comer varias especies de plantas bajas, pero las que más le gustan son las prímulas. Cuando alcanza su crecimiento total, su cuerpo es un largo cilindro que mide casi 6 cm de largo por 1 cm de diámetro. Presenta un color marrón suave totalmente uniforme. Durante el día, se esconde a lo largo de los tallos. A finales de abril o principios de mayo, se hunde en tierra y se construye una pequeña cabina cuyas paredes forra de seda. Allí se elabora una gran crisálida de color rojo marrón. De cuatro a seis semanas después, sale una mariposa cuyas alas anteriores están bordeadas de una franja amarilla. La hembra pone una gran cantidad de huevos (de 100 a 200), que harán eclosión al cabo de diez o quince días. Las orugas de la primera generación que salen de ellos se desarrollan con bastante rapidez y, en el mes de agosto, surge una segunda generación de adultos.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *