Ualabí de monte

No puede separarse de su útil capuchón

Los ualabis forestales o de monte del género Dorcopsis comprenden cuatro o siete especies, según las clasificaciones adoptadas. Están situados según muchos puntos de vista entre los verdaderos canguros y los dendrolagos. Tienen el hocico largo y desnudo, las orejas pequeñas; la cola, poco velluda, está pelada en su extremo. Al saltar, separan las patas delanteras, de forma característica, mientras que las demás especies las doblan sobre el pecho. El pelaje varía del gris pardo al marrón-negro. Los largos pelos de la nuca, dirigidos hacia delante, sirven de protección cuando, agachado hacia delante, el animal busca su alimento bajo la lluvia. Estos ualabis frecuentan los bosques higrófilos costeros de Nueva Guinea y de las islas vecinas, donde viven solos o en pequeñas bandas en la vegetación baja formada por matorrales de difícil acceso. El ualabí del bosque de Muller, el género tipo (D. mulleri), marrón rojizo, con las patas anteriores blancas y una banda clara sobre los riñones, habita los bosques del sur de Nueva Guinea. Al norte de la isla, en las vastas junglas lluviosas y pantanosas, se encuentra el ualabí de Nueva Guinea del Norte (D. hageni). El ualabí de Goodenough (.D. atrata), propio de las islas de este nombre, está adaptado a una vegetación compuesta de matorrales y de bosques de eucaliptos diseminados. El ualabí de Macleay (D. Macleayi), tiene características craneanas y dentarias divergentes; vive en montaña, región de Port Moresby. Todos son vegetarianos (verdura, follaje y frutos), pero también comen raíces.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...