Yapó

Un curioso marsupial acuático

El yapó u opossum acuático es el único representante de los marsupiales que ha adoptado costumbres acuáticas. Es un mamífero emparentado con las zarigüeyas y los opossums, caracterizado por el color blanco y negro de su fino pelaje. Por su aspecto general, el yapó parece una rata de gran tamaño. Tiene las patas posteriores palmeadas, lo cual le permite nadar velozmente en superficie o sumergido. Extremadamente escaso y localizado, el yapó es un animal poco conocido. Sus lugares predilectos para vivir son los pequeños riachuelos forestales y los torrentes. Rara vez sale del agua, aunque es perfectamente capaz de trepar tanto más cuanto que su cola es prensil, como la de los demás opossums. Sus evoluciones acuáticas igualan en gracia a las de la nutria. Este animal estrictamente nocturno cava madrigueras en el suelo blando de la ribera. También suele construir nidos de hojas y musgo entre las raíces y los montones de madera, en los que descansa durante el día. No se sabe nada acerca de su reproducción. Se han podido observar en Brasil hembras acompañadas de sus crías que nadaban tras ellas. La madre posee una bolsa marsupial bajo el vientre y puede cerrarla por completo contrayendo unos músculos especiales. Así, cuando las crías aún son minúsculas, permanecen secas, incluso cuando la madre se sumerge. El yapó es carnívoro y se alimenta de peces y pequeños crustáceos de agua dulce. Cuando ha capturado una presa, se sienta sobre una piedra para devorarla, manteniéndola entre sus «manos» como lo hacen las ardillas.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *