Zampullín chino

Es el colimbo más pequeño de Europa

Conocido por el nombre popular de zampullín, el zampullín chino está ampliamente extendido por Europa. No-obstante, es enormemente difícil observarle en primavera y en invierno es cuando hay que ir a verle evolucionar en los lagos y grandes estanques. La mayoría de los zampullines chinos, que animan nuestras superficies de agua durante los meses fríos, provienen de las poblaciones de Europa septentrional que emigran cada otoño hacia el sur. Los ornitólogos no conocen las vías aéreas que utiliza este ave, que vuela de noche. El régimen alimenticio de este minúsculo colimbo consiste en insectos, moluscos y peces muy pequeños. De naturaleza huraña, se sumerge a la minima alarma. Puede permanecer unos veinte segundos sumergido y escapa como una flecha entre dos aguas, con todo el plumaje plateado por las burbujas de aire. Asustado o perseguido, el zampullín chino jamás piensa en volar; zambullirse parece ser su única salvación. Sale a la superficie bastante lejos de su punto de desaparición, siendo experto para no enseñar más que la cabeza, completamente camuflada en un matorral. En primavera, el zampullín chino —si no ha emigrado hacia el Norte) elige un territorio apropiado y lo defiende salvajemente contra toda intrusión de un congénere. Allí es donde la pareja construye su nido, que está colocado en una maraña de vegetales, o entre las ramas de un sauce a ras del agua. Parece ser que es el macho quien cuida de las crías mientras crecen, mientras la hembra empolla de nuevo. Es el único colimbo europeo que tiene con bastante regularidad dos puestas al año.

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *