Aguila moteada

Su grito se parece a! ladrido de un perrito

El águila moteada es muy similar al águila pomerana, con la que es fácil confundirla. Pero el adulto se distingue por una mancha clara (ausente algunas veces) en las supracoberteras caudales, y un plumaje más oscuro. Su silueta es bastante desproporcionada, aunque en vuelo su figura resulta elegante. El águila moteada habita sobre todo en Asia; no realiza largas migraciones, limitándose a desplazarse hacia el sudeste de Europa y las costas del Mediterráneo oriental. También emigra hacia Arabia, Irán, India e Indochina. Se la encuentra a menudo en las cercanías de estanques, lagos, ríos y marismas, pero, además, caza en campos y praderas. Anida en los bosques, construyendo su nido de ramas en los árboles altos (hasta 25 m), tapizando el interior con trozos de corteza, ramitas y también con hojas verdes. Los huevos son de color blanco, moteados por manchas pardas; nacen dos aguiluchos, pero, por lo general, sólo uno consigue emprender el vuelo. El régimen alimenticio del águila moteada es variado y captura todo tipo de animales de tamaño mediano o pequeño: roedores, batracios, lagartos, reptiles y aves. Entre sus presas se han identificado susliks, espermófilos, erizos, pollas de agua, perdices, cuervos, patos y jóvenes gaviotas reidoras. También se alimenta de animales moribundos o enfermos, que captura sin dificultad. Incluso se vuelve carroñera en invierno. La puesta tiene lugar en mayo, iniciándose las migraciones a finales del mes de septiembre. l

ARTICULOS QUE TE PUEDEN INTERESAR...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *